miércoles, 31 de julio de 2013

Día 29 - Bujaraloz - Candasnos

En esta etapa se nos unieron varios compañeros de Huesca, que nos acompañaron hasta nuestro siguiente destino que seria Candasnos.
Hoy ha sido todo camino por campos de cosechas en las que por la mañana algunos tenían sus chorros de agua encendido y nos refrescaban un poco.
Después de una hora y media aproximadamente nos paramos en el camino para tomar unos aperitivos que los compañeros habían traído,unas tortillas que estaban muy buenas,un bizcocho... etc
Mas tarde, volvimos a caminar y la ruta seguía siendo todo camino hasta llegar un tramo que era carretera.
Pasados los doce kilómetros más o menos, llegamos a Candasnos, el pueblo donde pasaríamos la noche en un polideportivo con otros compañeros que se unirían por la tarde.
Almorzamos unas ensaladas y unos platos de charcutería,queso y demás con los compañeros de Huesca en el centro deportivo.
Cuando acabamos, nos echamos un rato pata descansar y recuperar algo de fuerzas, algunos compañeros tomaron ese rato para ir a una cafetería.
A la tarde, algunos de nosotros decidimos ir a tomar un paseo por el pueblo y a tomar algo en el bar mientras esperábamos que llegaran otros compañeros que vendrían a vernos.
En la cafetería, estuvimos hablando con algunos de los  habitantes que sabían quienes éramos porque nos vieron en el periódico y se alegraron de nuestra llegada a su pueblo.
Mas tarde a la vuelta, llegaron los compañeros de los distintos lugares, Zaragoza,Huesca y Córdoba.
Que nos alegramos mucho por sus visitas y por nuestras paisanas de Córdoba. Que alegría encontrarnos con cordobesas.
Estuvimos con ellos la tarde hasta la cena, que fue en el parque que se situaba justo al lado del polideportivo.
También,luego de comer estuvimos todos reunidos sentados en el césped oyendo a una compañera que tocaba muy bien la guitarra.
Tanto ella como otros compañeros se quedaron a dormir para acompañarnos en la etapa de mañana
Y se lo queremos agradecer desde aquí por su amabilidad y apoyo tanto a ellos como a todos los demás.
Y también agradecer porque gracias a ellos, descansamos muy bien porque nos compraron unas colchonetas nuevas.
La noche fue algo fría pero descansamos muy bien.

Dia 28 - Osera del Ebro- Bujaraloz

Los días ya no son tan calurosos como antes aunque hay alguna que otra vez que apriete el sol.
Ha sido un tramo largo de algo mas de unos veinte kilómetros.
A la nueve y media de la mañana hicimos un pequeño descanso para tomar una pieza de fruta.
Después de varios kilómetros, encontramos un muro que sirvió de frente donde fusilaron a gente hace muchos años, en el muro tenia una placa con una frase que decía: "Aquí el odio vertió sangre inocente que servía a Dios y a España".
Horas más tarde los compañeros vinieron a buscarnos y nos trasladaron hasta el pueblo.
A la llegada, nos esperaba Jose Antonio, concejal del ayuntamiento y Dario, abogado de ahí.
Agradecer su apoyo y gratitud que tuvieron con nosotros.
Nos hospedamos en el salón de actos del ayuntamiento,
ahí pasamos prácticamente nuestro día.
Como no habían duchas en el centro, fuimos a las de la pisc
Vinieron de visita la gente de la pah de getafe y de tarragona
Hombre del primer desahucio
Comimos en un buffet comida buenisima
Pequeña charla contando nuestros casos particulares
Se acaba día tranquilo y temprano
Otros compañeros prefieren seguir un rato mas
charlando

Día 27- Zaragoza - Osera del Ebro

Hoy después de que los compañeros se marcharán a andar, los que nos tocaban descanso en el coche de apoyo, nos levantamos y preparamos las cosas para cargarlas en el coche, luego fuimos a desayunar con algunos compañeros de la PAH de Zaragoza para despedirnos de ellos.
Mientras nos tomamos unos cafés, leímos en el periódico el articulo que sacaron sobre nosotros el periódico de Aragon.
Antes de irnos,nos regalaron fruta para llevarnos y
un compañero de la PAH se ofreció para acompañarnos con su coche hasta la salida.
Volver agradecer a toda las gente de la PAH por toda la amabilidad que tuvieron con nosotros y por acogernos en su ciudad. Muchas gracias.
Llegamos a
Pasamos el día en un pabellón un poco descuidado y sin duchas,donde pasamos la noche con las colchonetas.
A la hora de almorzar,el ayuntamiento nos invito a comer en el único bar que había.
El día acabó algo aburrida por la falta de actividad pero que sirvió para descansar.

Día 26 - La Muela - Zaragoza

Hoy varios compañeros de la PAH de Zaragoza nos acompañaron en esta etapa.
El camino era de piedrecitas y campo, ha sido largo pero no tan duro como el de ayer, después de unos cuatro kilómetros se veía Zaragoza, pero para llegar hasta donde nos reuniriamos con los demás compañeros aun faltaban varios kilómetros más.
El sol asomaba con alguna nube y la calor no era demasiado fuerte.
Cuando vimos la ciudad tan cerca pensamos que habíamos llegado pero tan solo estábamos por los polígonos.
Un compañero de la Pah de Zaragoza, hizo un estupendo reportaje de la etapa, iba con su furgoneta pero se iba parando a varios metros para ir tomando algunas fotografías.
A medida que íbamos llegando, pasamos junto a un río que se encontraba cerca que desprendía un olor de humedad.
Mas tarde estuvimos por una zona en la que cada cinco minutos pasaban M-16s unas avionetas que utilizan el cuerpo militar aéreo que producían un ruido enorme.
Y justo al lado, había un puente por el que cruzariamos,era algo extraño pero original por sus distinto colores.
A varios metros nos esperaban nuestros compañeros que estaban de descanso e iban en el coche de apoyo.
Aun era temprano y nos sobraba algo de tiempo, así que decidimos ir a tomar algo a un bar que se encontraba dentro de un centro comercial y allí estuvimos un rato charlando hasta que nos volviéramos a poner en marcha para encontrarnos con los demás compañeros de la PAH que nos esperaban con pancartas,medios de comunicación, gritos,aplausos y mucho animo.
Contestamos a los periodistas,nos tomamos algunas fotos y estuvimos con la gente que eran encantadores y que queremos dar las gracias por su apoyo y cariño.
Junto a ellos con cánticos de lucha íbamos por las calles animando a la gente a que se uniera y que supieran que habíamos llegado, no eramos solo las siete personas de la marcha, éramos todo el pueblo que cansados veníamos a decir basta!
A mitad de camino, la policía nos paró la marcha,
porque habían recibido una llamada de personas de la ciudad que decían que nos saltábamos los semáforos cortando el trafico y que habíamos empujado a varias personas,siendo todo esto mentira, nos preguntaron por nuestra "manifestación" como dicen ellos, lo que haríamos, en dónde y cuánto, luego pidieron identificación y el concejal de IU que estuvo hablando con ellos,se identificó.
Nos dejaron continuar pero al igual que en Madrid estuvieron con sus furgonetas acompañandonos por el camino.
Llegamos a la Plaza de España donde nos reuniriamos con más compañeros de la PAH que nos esperaban con más cárteles, folletos informativos que iban dando a la gente,una mesa con sus camisetas,chapas...etc y una caja  en la que recaudaban algunos fondos para la marcha.
Ahí, estuvimos con ellos un rato, conociendo a distintos miembros  y familias de la plataforma,charlando un poco,compartiendo experiencias y alegrías...una gente maravillosa que nos recibió de fábula.
Luego nos invitaron a almorzar con ellos a un restaurante a comer unos platos que estaban deliciosos.
Compartiendo nuestras historias de las batallas que íbamos teniendo en estos días y algún que otro chiste que se escapaba íbamos comiendo.
Cuando acabamos,nos llevaron al lugar donde nos hospedariamos para pasar la noche, una pensión de dormitorios compartidos y una individual, que se encontraba fuera de la ciudad,en un barrio de Zaragoza que se llamaba "Casetas".
Allí, descansamos la tarde para recuperar fuerzas hasta que unos compañeros de la PAH vinieran a por nosotros para llevarnos a un bar a cenar.
Antes de cenar, mis compañeros y yo leímos un manifiesto y nos presentamos uno por uno,explicando un poco nuestra situación y el motivo de nuestra marcha.
La cena estuvo genial, pidieron autorización para cortar una calle para que cenaramos con los compañeros de la PAH de Zaragoza y Casetas.
Nos trajeron de todo para comer,muchísimos platos a elegir,desde patatas a la brava,ensalada,croquetas,calamares hasta platos combinados de jamón,queso,chorizo....etc.
La noche fue larga,algunos de mis compañeros se quedaron y otros decidimos marchanos para descansar.
Era entendible el querer quedarse ahí mas tiempo porque la gente era fantástica, estuvieron con nosotros en todo momento y revisaron que no nos faltara de nada.
También nos regalaron camisetas,chapas....etc
¿Qué decir sobre la PAH de Zaragoza?
En estas palabras no caben todo nuestro agradecimiento,
es mucho lo que han hecho por nosotros y estamos eternamente agradecidos, no por la comida o la cena que estuvo estupenda sino por todo el cariño y apoyo que nos dieron.
El simple echo de que nos acompañaran en nuestra etapa,el doble recibimiento y todo ese apoyo es lo que nosotros mas agradecemos porque eso nos sube la moral y nos da mas ganas de luchar.
Mil gracias a cada uno de los miembros de la PAH de Zaragoza! Gracias.
Un saludo de los siete componentes.

viernes, 26 de julio de 2013

Día 24 - El fresno - Calatorao

Primero agradecer al Concejal de IU que nos enseño el pueblo del Fresno, haciendo una ruta turística por las distintas calles donde una de ellas, una calleja estrechita era la antigua carretera de Madrid. Al llegar la noche, a la hora de cenar nos hizo unas borrajas buenisimas con unas patatas cocidas que daba un sabor exquisito a la comida. Por la mañana,nos trasladó con su vehículo hasta la entrada de Almunia donde ahí seguiríamos nosotros a pie. Desde aquí, los siete componentes de la marcha agradece todo su apoyo.
Cruzamos Almunia, un pueblo tranquilo de pocos habitantes, algunos mas amables que otros porque ocurrió que preguntando a una señora sobre el camino, ella con desinterés y pasoteria no nos indico el camino ni nos dirigió la palabra, tan solo respondió a nuestra pregunta con un movimiento de cabeza afirmando de que íbamos bien, pero sin palabras, dudamos de que fuera cierto. Volvimos a preguntar a un señor mayor, al que a parte de que nos indicara el camino, nos apoyo dándonos ánimos.
Estábamos a seis kilómetros de Calatorao con un buen ritmo y bien de hora, además de que el sol al no apretar lo suficiente, facilitaba nuestro paso.
A dos kilómetros antes de llegar, hicimos una parada de unos diez minutos de descanso para tomarnos unos bocadillos o unas frutas e hidratarnos con agua.
Posteriormente, a la entrada del pueblo, Antonio un señor al cual desde aquí agradecemos toda su ayuda, nos recibió y nos guió hasta el Ayuntamiento donde ahí nos reuniriamos con Dori, la concejala a la que también queremos gratificar por su generosidad con nosotros que nos hospedo en el polideportivo con piscina gratuita, aire acondicionado, colchones sin estrenar,un congelador con botellas pequeñas de agua,zumos y frutas, además de que nos puso a nuestra disposición todo lo que nos hiciera falta.
A la hora de la comida, nos invito a almorzar en un restaurantes, donde degustamos unos platos de comida caliente como una ensaladillas rusas,salmón, lentejas o lomo entre otros... etc
Luego, estrenamos los colchones que nos dejaron para pasar la noche pero no dormimos mucho porque al lado de donde nos encontrábamos,  chavales realizaban actividades deportivas y se les podían oír un poco.
La tarde fue tranquila, entre nosotros pasábamos el rato charlando y navegando por la red informándonos de las distintas noticias actuales por twitter o facebook porque los medios de comunicación censuran mucha información y lo ocultan porque saben que esto sera un estallido social y no quieren que se sepa.
A la noche, Antonio nos vino a buscar para llevarnos al restaurante donde cenariamos con las concejalas Dori y Esperanza, tomando de primero unas ensaladas y de segundo lomo,revuelto de setas,salmón o conejo,
mientras debatíamos sobre algunos temas e intercambiábamos opiniones, pasando así un buen rato.
Al acabar y llegar al polideportivo, nos preparábamos para acostarnos, entretanto una noticia horrible salia de la radio, el grave accidente de tren en Santiago de Compostela.
Estuvimos informándonos un poco más por internet observando las desgarradoras imágenes que subían por la red.
Desde aquí los siete integrantes de la marcha queremos dar nuestro pésame a todas las familias de las víctimas, sentimos mucho la tragedia y sabemos que es una situación muy dolorosa la que están pasando ahora, pero queremos decirles que nos están solos y que ahora deben de se lo mas fuertes posibles porque eso es lo que mas querrían ahora mismo sus familiares,el que sean fuertes para seguir adelante. Muchísimo animo a todos.

Por favor, desde aquí guardemos un minuto de silencio por todas esas personas inocentes que sin culpa se fueron tomando otro carril pero sabiendo seguro que estén donde estén están bien y os manda todo su cariño.
Descansen en paz.

miércoles, 24 de julio de 2013

Día 23 - Valtorres - El Frasno

Hoy he estado actualizando el blog en la casa del Alcalde y para vuestra respuesta sobre la pregunta que os estaréis haciendo de si vive bien o no o si tiene riquezas o lujos, comentaros que él vive honradamente y que su casa es como la de todos los demás.
Ya tendría que haber más alcaldes que fueran como él, porque él a parte de serlo, trabaja todos los días para ganarse el pan. Su pueblo están  orgullosos de tenerlo y yo también lo estaría.
La etapa ha sido buena y corta de unos diecinueve kilómetros aproximadamente.
Saliendo a las siete menos veinte y llegando sobre las diez aproximadamente.
Nos alojamos en un albergue que compartimos con un grupo de boys scauts con distintas habitaciones de camas literas y un lavabo en cada cuarto dando la sensación de las celdas de las presas.
Las camas tenían chinches pero además nos acompañaban otros insectos como arañas,moscas,escarabajos...etc.
Varios de mis compañeros, fueron víctimas de sus picaduras.
Pensamos en dormir con las colchonetas en el pasillo, pero prácticamente esta igual.
Por lo que tuvimos que dejar esas habitaciones, nos ofrecieron una bodega antigua que se hallaba bajando las escaleras, allí había una puerta que parecía ser una especie de trastero que contenía colchones(de donde las habían cogido para dormir), mesas,
sillas...etc.
Lo que no me extraño es el cómo no habría salido de hay ratas por como estaba todo.
Nosotros no podíamos aguantar un rato mas ahí, no solo ya por como estaba sino porque por mucho que quisiéramos no descansariamos nada.
Javier,el alcalde, vino a buscarnos con su coche para trasladarnos al albergue donde pasamos la noche anterior.
Llegamos, nos duchamos y rápido metimos en la lavadora, la ropa que llevábamos puesta para asegurarnos de que no habíamos traído con nosotros ningún bichillo.
Luego más tarde, antes de irnos a acostar, Javier nos invito a su casa a tomarnos algo y pasar un rato de charla compartiendo opiniones.
Nuestra noche acabo después de que nos perdiéramos un poco por el pueblo al volver.

Agradecer otra vez a Javier por volvernos a recibir en su pueblo, dejarnos una noche más en el albergue (al que os digo, que deberíais ir) y recibirnos en su casa.
Gracias Javier, un saludo de los siete! :)

martes, 23 de julio de 2013

Día 22 - Alhama de Aragon - Valtorres

Hoy me ha tocado día de descanso debido a mi tonta caída de ayer.
Luego de que mis compañeros emprendieran la marcha, minutos después me desperté y comencé a preparar mis cosas para dejarlas listas en el coche.
Sé que era temprano y que siendo otra persona podría haber decidido seguir durmiendo, pero mi cuerpo se ha ido acostumbrando a madrugar.
Tiempo más tarde de que Eugenio se despertará, comenzamos a colocar los equipajes en el vehículo, todo tenia su forma de colocarse y era como jugar al tetris, solo era buscar su posición.
Cuando acabamos y nos marchamos, por el camino encontramos a nuestros compañeros que estaban haciendo una pequeña parada.
Con ellos estuvimos unos minutos y nosotros volvimos a seguir para ir dejándoles las cosas preparadas, el sitio,la comida...etc.
Llegamos al pueblo que estaba muy tranquilo, pequeño pero mas habitado que en otros por lo que ya hemos pasado.
Antes de reunirnos con Javier (el alcalde) estuvimos hablando con una mujer mayor de ahí, sobre la situación en la que estamos y demás.
Pues bien, ella nos comento que aquí solo estaban los que podían,los que no no estaban, que si tenían pues podían tener su casa y que sino hubieran leído el contrato que sabían lo que firmaban.
Pero desde aquí le digo que todo esto es una estafa que nadie sabia nada porque se le han engañado a la gente.
Ella se marcho sin mas y nosotros nos encontramos con Javier que nos guió hasta el albergue en el que pasaríamos la noche.
Ahí, esperaríamos a que llegaran nuestros compañeros para que se ducharan y descansaran un poco hasta el alcalde viniera a por nosotros para ir a Calatayud.
Donde primero haríamos una rueda de prensa en la Plaza de España y nos reuniriamos con varios compañeros de distintos movimientos, concejales y alguna persona más.
Luego entregariamos un escrito igual que el del Congreso para el partido aragonés y otro en el ayuntamiento.
Y cuando acabamos, antes de comer nos invitaron a tomar algo, mientras los del restaurante nos preparaban la mesa.
Comimos en un mesón muy famoso y de bastante categoría, se llamaba Mesón Las Dolores que era también hotel de tres estrellas.
El decorado era precioso, aun conservaban partes antiguas como la cocina, el muro del salón,la entrada..Era de un estilo algo rústico.
La comida fue deliciosa, de primero tomamos una ensalada con quesos y nueces, fritada con huevo,berenjena rellena o hasta unas lentejas y esto acompañado por un exquisito vino tinto.
Y de segundo tomamos unos lomos,unas manitas de caminante (de cerdo), trucha o hasta un estofado.
Y para acabar una pieza de helado de tres sabores recubierta por un poco de sirope de chocolate.
Cuando acabamos, nos llevaron de nuevo al albergue a descansar y que nos sirvió para reponer fuerzas.
A la tarde-noche, el alcalde y su mujer vino a llevarnos para tomar algo y mas tarde a cenar en el bar que había junto a la piscina.
Queremos dar las gracias a Javier, porque es el primer alcalde que ha estado junto a nosotros desde que llegamos, nos ofreció alojamiento y comida.
Es un estupendo alcalde y bellísima persona y estamos muy contentos de haberle conocido.
Deberían de haber mas alcaldes como él. Mil gracias.
Nuestra noche concluyó tranquila.

Recomiendo al todo el que lee esto, que haga una escapada a Baltorres, primero por ser un pueblo tranquilo que sirve para desconectar un poco y relajarse, preciosas vistas que se pueden apreciar desde arriba del pueblo, en el bar de la piscina por poco dinero, puedes hartarte  de comer y además comida casera que esta riquisima.
Para pasar la noche y hospedarse, recomendamos el albergue de ahí, situado en la parte alta del pueblo puedes descansar perfectamente.
De dos plantas, en la primera con su baño y su salón comedor con varias mesas,lavadora, frigorífico, los fuegos y demás y en la planta de arriba donde están las camas y otro cuarto de baño.
Desde el albergue, se ve unas vistas de paisajes increíbles.
Lo dicho, Baltorres es un lugar fantástico para el verano.

Día 21 - Arcos de Jalon - Alhama de Aragon

Por la mañana temprano, aun seguía la tormenta acompañado de los truenos.Pero nosotros emprendimos la marcha y salimos para adelante apesar de las cuatro gotas que cayera. Con nuestros chubasqueros comenzamos el día y vaya pintas que teniamos. No se veia muy bien,estaba algo oscuro el camino e ibamos alumbrandonos con una linterna que nos ayudaba algo. El suelo estaba lleno de barro y era escurridizo. Caminabamos por la nacional dos, pero habia un tramo que se cortaba y dirigia a la autovia,asi que teniamos que saltar la valla que iba por el filo de la carretera para poder pasar a un camino que nos condujera bien. Primero bajo Antonio, luego baje yo, pero como no veia nada, estaba oscuro y escurridizo, por mas que intentara no caerme fue inutil y tuve una pequeña caida en el barro poniendome de pringue de tierra hasta las orejas y con un pequeño moraton en la rodilla,pero nada grave. Seguiamos el camino,todo seguia oscuro y lleno de barro pero esta vez ibamos teniendo más cuidado,la tormenta habia zanjado. Cuando llegamos a una gasolinera a preguntar por el camino, asustamos a los dependientes con nuestra vestimenta. Ibamos tapados con el chubasquero y apenas se nos veia nada y la mochila que se ocultaba por dentro hacia un pequeño bulto por fuera, aparentado que fueramos jorobados, nos faltaban un cuchillo para asustarlos del todo. Con caras sorprendentes nos miraban de arriba abajo perplejos por como ibamos pero educadamente nos mostraron el camino y aunque no hicieron el interes de para que era la marcha, a menos tuvieron educacion. Kilometros después,tuvimos que atravesar el pueblo Monreal de Ariza, que solitario por la horas en las que nos presentamos, era muy bonito a parte de tranquilo y donde nos paramos a desayunar en una cafeteria que estaba cerca de la Plaza del pueblo. Los paisajes de esta etapa,eran bonitos pero no lo suficiente como los de ayer, a parte de que estaba todo lleno de barro. A dos kilometros de llegar a Alhama de Aragon, nos recogen los compañeros y la Guardia civil para llevarnos con sus vehiculos al polideportivo donde pasariamos ese dia, porque el albergue que nos querian dejar, estaba en muy malas condiciones. Para la comida,nos hicimos unos bocadillos y nos echariamos una siesta para recuperar fuerzas y descansar un poco aunque de fondo se oyera los gritos de los niños celebrando un cumpleaños. Cuando llego la noche, nos invitaron a cenar al bar que habia al lado y que los dueños tenian un grupo de musica donde ellos participaban que se llamaba "La madre del topo" se portaron con nosotros fantasticamente y genial ademas de que nos firmaron unos autografos. Dar desde aqui las gracias por todo su apoyo y generosidad. La noche fue traquila y por mi parte descansamos muy bien. Con ganas del siguiente dia.

lunes, 22 de julio de 2013

Agradecimientos

Esta es una entrada a parte que quiero hacer.
Aquí adjunto una lista de nombres de algunas de muchísimas personas que nos han ido ayudando y queremos dar las gracias.

Joaquín Garrido- Presidente Villa del Río
Beatríz Salas- Plataforma de Andujar
Juan Raúl- Presidente Asociación Trabajadores de Villa del Río
Fermín Valenzuela- Secretario General Jóvenes Socialistas
Fernando Ortiz- Juventudes Socialistas
Antonio Campiño- Asociación Parados de Villa del Río
Juan Badmello- Representante Comunista
Antonio Platero- Asociación de trabajadores
Raquel Aguilar- Vicepresidenta de Asociación de Trabajadores.
Josefa Martines
Miguel Salas-Andujar.
Francisco Rosales
Miguel Martines Zamaro
Juan Francisco
Estrella Criado- Portavoz IU
Gregorio Perez
Cristóbal Castillo
Francisco Wencesla
Alvaro Alvares
José Manuel Marin
Gloria
Lidia Fernández
Francisco Rodrigues
Javier Gracia Flores - Alcalde de Baltorres
Marta Fernández- Mujer de Javier
Víctor Ruiz- Exalcalde
Armando Miraña- Concejal Hacienda
Ismael- Ecologistas en acción
Isabel Ferruz
Elena Perez
Mariano Ortega
Jesus Monje
Miguel - Camarero del bar junto a la piscina de Baltorres
Mariola Francia

Esta es una pequeña lista con algunos nombres, pero decir que faltan miles y miles de nombres por poner aquí.
Porque hay que gratificar también a compañeros de Stop Desahucios de Córdoba que nos ha ayudado como Cidres,Carmona...etc.
A amigos que tenemos como Fatima,Victoria, Salvador...
Gente que hemos ido conociendo como Ana, Rafael Rizos,Cristina de Madrid...etc.
A toda la gente de todos los distintos pueblos por lo que hemos pasado.
Personas de cafeterías,gasolineras,bares,restaurantes...
A alcaldes,tenientes-alcaldes, concejales y demás.
Gente de Facebook y otras redes sociales desde las que nos apoyan.
Periodistas, reporteros como la mujer de Canal 45.
Y a nuestros familiares como la de Richard que vinieron a vernos, a la de Leo y Ana que pasaron varias etapas con nosotros y a unos en especial (por mi parte) mi madre,mi cuñado y mis hermanas.
Que vinieron bastantes veces a visitarnos, a acompañarnos, nos compraron cosas y las colchonetas y son geniales.
Mi madre que es la mejor persona que para mi pueda haber, que me dio la vida,las fuerzas y las ganas de luchar y siempre me anima para que no abandone.
Cecilia Córdoba y Judith Córdoba, dos locas guerreras que me han animado mucho con sus visitas y a las que quiero muchísimo.
Y a Carlos Merino, mi cuñado que se ha portado genial con nosotros y es fantástica persona.
Pero lo dicho, esta lista es demasiado grande y se queda pequeña para toda la cantidad de gente que nos han ayudado.

MIL GRACIAS A TODOS!!!

Día 19- Algora - Estela de Medinaceli

Hoy el camino ha sido mas largo y hasta algo duro.
Por las mañanas ya va refrescando haciendo algo de frío, pero como comenzamos a anda entramos en calor y se nota menos.
Esta vez estamos hasta algo perdidos, porque no teníamos la ruta de por donde deberíamos de pasar y por la mañana temprano apenas hay gente a quien preguntar.
Richard tuvo que encender el gps de su móvil para poder orientarnos un poco porque es eso, sabíamos a donde teníamos que ir pero no exactamente por donde.
A mitad de camino páramos  en una cafetería para desayunar algo .
Y una mujer al saber lo que hacíamos después de que nos pregunto hacia donde íbamos al vernos con nuestras pintas de guiris, nos pidió hacerse una fotografía con nosotros y esas pequeñas cosas que parecen tontas hacen que nos motiven.
Caminando, tuvimos que atravesar el siguiente pueblo para poder seguir porque rodeándolo no había camino.
Y como no, para hacer más divertida nuestra ruta,
hemos saltado unos pequeños barrancos empinados que gracias a la ayuda de Richard y Antonio pudimos bajar Nani y yo perfectamente sin escalabrarnos, aunque ha sido algo duro, no obstante, pienso que en vez de que nos llamaran los siete halcones de Sierra Morena, debería ser las siete cabras montesas porque aparte de estar como una cabra (en sentido humorístico) es lo que parecíamos con tanto saltar...(:
Luego de andar varios kilómetros, también subimos una cuesta empinada de unos diez metros,agarrándonos a los matorrales como pudimos sin intentar caernos, donde ya subida, esperaríamos en el filo de la acera de la autovía donde nos recogerían nuestros compañeros y un señor del ayuntamiento del pueblo donde pasaríamos el día.
Nos acarrearon hasta el pueblo, donde nos hospedamos en la casa del cura de ahi, que nos recibió muy bien la verdad. Pero para poder asearnos, nos desplazamos a las duchas de la piscina que había a unos metros de la casa,porque esta, no tenia.
Seguidamente, el ayuntamiento, nos invito a comer a un restaurante cercano que había, almorzamos muy bien donde nos pusieron los dos platos de comida con su bebida y postre.
Por la tarde, charla no había, pero llego mi familia y estuvimos con ellos pasando la tarde, tomando unos refrigerios en la terraza de la piscina, que aunque hacia fresco, se estaba muy bien.
Y por la noche, después de cenar nuestros bocadillos,tener nuestra pequeña asamblea los siete, nos acostamos tempranito para descansar y tener energía para el día siguiente.

Día 18 - Trigueque - Algora

Hoy la etapa ha sido más corta, así que nos hemos levantado algo más tarde.
Antes de comenzar a andar fuimos s desayunar a una cafetería que por su aspecto parecía algo "pija" un poco subido de precio los cafés y donde la gente nos miraban por encima del hombro, pero pienso que sería mas por su desconocimiento a nuestra labor.
A nuestro camino, desde hará unos días, nos rodean parajes naturales hermosos, coloridos por su flora y su vegetación.
Y hoy por ejemplo nos acompañaba el aroma de los campos de lavanda.
Era un placer caminar por estas rutas llenas de paisajes como si fueran obras de arte pintadas con delicadeza.
Como bien he comentado, hoy han sido pocos kilómetros, así que cuando llegamos al pueblo, era exactamente igual que al de ayer o un poco peor porque el de ayer amenos tenia un pequeño bar, pero este no tenia ni eso, ninguna tienda, nada.
Pequeñas casas empedradas, una iglesia y el ayuntamiento.
Que por cierto, pasamos la noche en el ayuntamiento, en la parte de arriba donde se encontraba el salón de actos.
El alcalde nos recibió bien, dándonos la bienvenida y poco más.
Richard y yo, nos desplazamos a Singuenza, un pueblo algo mayor, donde fuimos a un supermercado para comprar algunos alimentos para la comida y la cena además de unos polvos para lavar a mano la ropa.
La comida fueron unos bocadillos que nos hicimos con lo que compramos y luego de eso, nos tomamos una siesta de unas dos o tres horas que nos sirvió de descanso.
La tarde concluyó aburridisima sin nada apenas que hacer y así llego nuestra noche que acabamos con nuestra cena de bocatas algún baile por parte de Nani y una mas que otra risa.
Aclarar que estos dos pueblos han sido horribles porque no teníamos ducha y bueno...la marcha se compone de etapas buenas y malas y esta era una mala pero que se supera y nos da mas fuerza para seguir.


Día 17 - Guadalajara - Trigueque

¡Que sueño! El despertador hoy no se calla y me levanta.
Las calles oscuras iban algo alumbradas por alguna farola que había por ahí.
Desde que salimos de nuestra tierra, de nuestra Andalucia, de noto perfectamente el cambio del clima.
Pasamos de la calor al frío, pero niño hacia tampoco mucha para abrigarnos hasta las orejas.
Una compañera de la PAH de Guadalajar nos acompaño unas dos calles hasta donde haría relevo con Mario su compañero y que iría con nosotros hasta el siguiente pueblo.
Los paisajes de la ruta eran preciosos, la belleza que observábamos de esos parajes era imposible explicar con solo unas palabras.
Cerca, había una cuadra donde se hallaban unos caballos, no sé si serian salvajes o no, aunque daban pinta de que lo fueran.
A mitad de la marcha, nos despedimos de Mario que se volvió con su bicicleta y al que queremos dar las gracias.
Andando, llegamos a Torija, un pueblo pequeño con un castillo y murallas empedradas al igual que las casas de ahí. Daban sensación de que estuvieran en la Edad Media, por la arquitectura,por el ambiente que se respiraba de las calles solitarias.
Pero en mi opinión, quisiera hacer una pequeña comparación, nadie diría que no hayamos viajado al pasado y estemos en esa época, porque si os fijais estamos en una sociedad en la que se dividen en dos clases: la alta y la baja, porque la media están acabando con ella.
Antes, se dividían en plebeyos y ciervos o vasallos y ahora es los capitalistas que nos gobiernan y los obreros que sudamos la gota gorda bajo el sol, para llevar un trozo de pan a nuestra casa.
En la que a los segundos se les quitan los derechos y se les excluye de muchas cosas, haciendo de ellos pues eso unos esclavos.
No digo esto por decir o rellenar texto ni es que sea exagerada pero es la verdad. Nos privatizan y nos quitan todo cuanto tenemos poco a poco mientras los de arriba se benefician gracias a nosotros a cambio de nada.
¿Y sabéis que? El pueblo ha evolucionado y se han cansado de ese trato haciendo de su lucha el nuevo cambio.
Después de andar varios kilómetros, llegamos a nuestro destino Trigueque, un pueblo demasiado tranquilo por mi pensar, pequeño que no superaría los mil habitantes en  casas empedradas de estilo rustico-campestre con calles silenciosas que se hallaban por el pueblo.
Sin recibimiento alguno, fuimos al ayuntamiento donde solo nos atendió un concejal y quien fue el que nos busco alojamiento.
Frente al ayuntamiento, una biblioteca donde pasaríamos la noche, era de dos plantas, arriba donde se situaba la zona de lectura (cerrado con llave) y abajo la ludoteca, zona de actividades y juegos donde estábamos nosotros con nuestras colchonetas y los sacos. 
Solos, en el sentido de que no recibimos mucha ayuda por parte del pueblo,tuvimos que ir buscándonos ese día la vida. Así que decidimos ir a comer a un restaurante de carretera para comer algo caliente, la comida no fue del diez pero mejor que nada es.
Por la tarde como no teníamos charla, nos sirvió para descansar y así transcurrió nuestra tarde y noche, porque
estuvimos un rato sentados fuera pero luego nos metimos para dentro por el comienzo de una pequeña lluvia.
Nuestra noche fue cenar unos bocadillos y descansar pronto, acabando el transcurso del día.

domingo, 21 de julio de 2013

Día 16- Alcalá de Henares - Guadalajara

A causa de lo sucedido por la noche, nuestro cansancio nos mato e hizo que nos levantaremos un pelin tarde.
Dejamos a Antonio y a Leo que descansaran puesto que hoy era su día de reposo.
Cuando nos dispusimos a emprender  la marcha, afuera del centro nos esperaban unos compañeros que nos acompañarían en esta etapa.
Para salir del pueblo, teníamos que cruzarlo primero y habíamos pasado por una sucursal bancaria en la cual se podía ver como una familia reposaban la noche ahí.
Una lastima tener que ver estas cosas sabiendo que hay miles de viviendas vacías y que se niegan a darlas.
Con nuestra indignación por la situación que vimos, no nos quedaba mas remedio que continuar y seguir el camino.
Por la mañana temprano, nos paramos cinco minutos en una cafetería para tomar un café y despejarnos.
A mitad del camino, se nos unió Eli, otro compañero que nos acompañaría hoy.
El cual agradecemos por su ayuda que aparte de acompañarnos, a mis compañeros las hizo un masaje para quitarle los  nudos que tenían. Es un fantástico fisioterapeuta.
El camino fue tranquilo, de piedrecitas y casi todo campo por pequeños valles y colinas verdes.
Antes de llegar, tuvimos que cruzar unos pueblos intermedios y donde seguiríamos todo recto hasta llegar a un polígono que se situaba a unos kilómetros antes de Guadalajara.
Ahí, nos páramos un rato  a tomarnos algo para antes de seguir y donde minutos después otro compañero se nos incorporaría con su bicicleta hasta la entrada.
Desde lejos se podía ver la ciudad, era bastante grande o a menos a mi parecer.
Unos minutos antes de subir una mini cuesta donde nos esperaban los demás, Mario miembro de la PAH de ahí fue a recibirnos con su bicicleta primero.
El recibimiento fue muy bueno, a gritos de ”Si se puede" y otros más nos acogieron entre ellos, ofreciéndonos bebida para hidratarnos, pancartas de lucha y una  cámara de prensa que nos esperaba para dar información sobre nuestra marcha.
Para comer, nos llevaron al sitio donde también nos alojariamos y descansariamos.
Cuando estábamos ahí, nos pusimos a inflar colchonetas y los de la PAH nos dejaron dos por si en tal caso la necesitábamos, pero resulto que no están colchonetas si no barcas. Nosotras, las chicas para entretenernos nos cogimos las barcas y nos pusimos a jugar con nuestra imaginación. Pasamos un buen rato entre risas.
La gente de ahí, nos trajeron de todo para almorzar y que como sobro nos sirvió para cenar.
Aunque yo este día, no cene con ellos porque tuve una sorpresa, vino mi familia y estuve cenando con ellos fuera.
En el centro donde estábamos, no había duchas, así que una compañera de ahí, se ofreció para que nos bañaramos en su casa, gracias!
La tarde la utilizamos para descansar algunos, pero también como habían venido la gente de la PAH de ahí, estuvimos con ellos.
Y la noche fue también tranquila, descansamos algo y esperamos hasta el siguiente día.

Día 15 Madrid - Alcalá de Henares

Esta mañana, nada mas despertad, nos dirigimos hacia el Congreso de los Disputados, donde allí, Antonio,Eugenio y yo entregariamos un escrito firmado y una copia de esta misma que nos devolverían selladas.
Pero antes de que nos reunieramos todos, yo me había presentado una hora antes por haber madrugado temprano.
Los agentes de policías y antidisturbios nos esperaban en la plaza de en frente y en cada esquina de toda la avenida de la calle con sus uniformes azules adornados por su plaquitas doradas brillantes.
Policías en cada esquina, cámaras de seguridad en casi toda la avenida, furgonetas de antidisturbios sobre las aceras respaldados por más policías.
Ellos se llamaban cuerpo de seguridad y yo me preguntaba: ¿Seguridad para quién?
Porras para el pueblo,seguridad para el Gobierno ¿no es así?
Yo diría que sí, vigilaban cada movimiento, analizaban cada persona con la mirada, aveces diría que hasta daban algo de miedo, pero nuestra ira y la rabia que conteníamos por lo que nos habían hecho y aun nos hace este Gobierno, nos daban más fuerza para vencer ese miedo que ya apenas nos asustaba.
Cuando los compañeros iban llegando e íbamos juntadonos, uno de los agentes se nos acercó para preguntarnos sobre nuestro acto, la duración y todo eso demás.
Ellos mismos nos acompañaron hasta la entrada del centro y nos hicieron pasar por un detector de metales por si acaso llevábamos algo encima, como si de gente violenta nos tratarán. Mientras nosotros estábamos ahí, nuestros compañeros nos esperaban en la plazita de abajo con los periodistas que le estaban haciendo una rueda de prensa. Otra cosa que nos ofendió fue que al acabar, frente los medios, nos comunicaron que deberíamos irnos, que se nos paso el tiempo y no podíamos hacer concentración.
Así que decidimos antes de largarnos tomar un ultimo café en una cafetería que se hallaba frente nosotros, pero claro, como se ve que somos un grupo de personas violentas, los antidisturbios nos acechaban a unos metros desde sus furgonetas.
Y minutos después de que estuviéramos tomando algo, antes de irnos, se nos acerco uno de ellos comentando de que teníamos que ir desalojando la cafetería.
Realmente es una vergüenza que nos traten así, que solo por estar reunidos y desayunar algo, nos echen sin mas.
"Vergüenza me daría ser del cuerpo de policía".
Nos despedimos de nuestros compañeros de Pinto y de la PAH de Madrid y otros de Alcalá de Henares nos recogieron para llevarnos un kilómetro antes, donde allí nos recibirían los demás.
El recibimiento fue grato a base de gritos de ánimo, pancartas, banderas y mucho amparo.
Lo sorprendente fue los clamores de un niño de seis años, que con sus gritos de cánticos demostraba la fuerza y las ganas de luchar, todo un ejemplo.
Para comer, tuvimos que atravesar el pueblo, donde lo hicimos cantando fuerte para que se nos oyera, las personas que paseaban por las calles nos miraban con lo mismo de siempre, algunos desconocimiento, otros sorpresa...algunos nos animaban a nuestro paso.
Llegamos a la sede donde nos invitaron a comer un poco de tapeo para reponer algo de energía.
La comida estuvo genial y luego más tarde nos transportaron al polideportivo, donde nos alojariamos y estaríamos un rato para bañarnos, arreglarnos y descansar lo mínimo hasta que vinieran unos compañeros a por nosotros que nos conducirían con sus vehículos a la Facultad de derecho y allí daríamos nuestra charla-presentación.
Una buena charla,contamos nuestros casos,los motivos del viajes y hechos de otras familias y además la gente fueron participativos.
Al acabar, nos llevaron de nuevo a la sede para cenar y pasar nuestros ultimo rato con la gente de allí.
En un ambiente agradable compartimos experiencias y opiniones mientras cenábamos y nos íbamos conociendo.
Posteriormente nos diríamos al polideportivo a pasar la noche y a descansar, pero nos ocurrió algo que fue un poco molesto.
Por lo visto, antes había estado hay la limpiadora y nos cerró la puerta interior del centro y nosotros solo teníamos la de fuera...Conclusión esperamos sentados casi dos horas afuera con una compañera que se quedó con nosotros hasta que volviera la mujer para abrirnos.
Esto fue malo en el sentido que teníamos que madrugar y nos acostamos tarde.
Pero aun siendo pocas horas, dormimos algo, pero no lo suficientemente.

lunes, 15 de julio de 2013

Día 14 Pinto - Madrid

Hoy ha sido un día lleno de aventuras, de todo un poco, tanto bueno como malo. Pero antes de comenzar, quiero dejar mi agradecimiento al pueblo de Pinto. Nosotros solo eramos seis caminantes que nos dirigimos a Bruselas, reidivicando unos derechos que nos fueron robados. El día que llegamos a su pueblo, nosotros estábamos bajos de moral, decaídos,tristes... Pero ellos consiguieron animarnos,subirnos el autoestima. Nos recibieron con pancartas,aplausos,abrazos y con gritos de "Animo compañeros!" Cuando aparecimos por ahí y nos acogieron así, nuestras lágrimas no pudieron contenerse más y de la emoción,de la felicidad, más de una se escapa con una sonrisa. Nos arroparon en sus casas como un miembro más de su familia, desde aqui agradecer principalmente a Alfredo,Hana,Fernando,Montse,Aitor,Daniel,Juan,Maria, Jose y familia, por recibirnos en su casa. Casa de gente humilde,trabajadora,luchadora...Donde nos ofrecieron alojamiento y alimento. Alimento de lucha,esperanza,fuerza...Mil gracias! Aunque hay que agradecer a todo Pinto por su colaboración! :) Gratificarlos también porque realizaron una etapa con nosotros, nos acompañaron por el camino y se andaron varios kilómetros junto a nosotros, demostrándonos que no estábamos solos, que la unión hacia la fuerza y que como bien dice en la pulsera que me regalo Jose (Peri): Unidos somos más fuertes. Al que también quiero gratificar porque es un tio cojonudo, buenísima persona y nos animaba la marcha con cantos de guerra y hacia sentirnos mejor,llenos de energía. Tio eres la ostia!La caña,tanto yo como mis compañeros,hemos disfrutado mucho con tu presencia.Gracias. :) (Siento mi habla,pero es lo que siento y necesitaba transmitirle mi mensaje de agradecimiento) En conclusión, dar las gracias a Pinto porque nos habéis llegado muy hondo, emocionándonos,mil gracias por vuestro apoyo.Un saludo de parte de los seis compañeros!! Os voy a contar lo ocurrido a lo largo del día, que han sido muchas cosas y algo largo. Esta mañana, nos hemos levantado más tarde,porque Madrid se encontraba cerca y no hacía falta madrugar tanto, así que mejor para nosotros. Como bien os he contado, los compañeros de Pinto nos han acompañado en esta etapa corta, lo cual ha sido una alegría, porque hacia ya tiempo que nos acompañaban así, se nos unieron unas diez personas y a menos eso ha sido para mi una inyección de felicidad. Hoy la travesía ha sido todo polígonos industriales de diversas empresas, que la mayoría estaban cerradas. Que a causa de la situación en la que nos encontramos, la gente han de decidir entre pagar o sobrevivir y eso conlleva a cerrar negocios. A medida que pasábamos por los distintos polígonos, se nos iba uniendo más personas a la marcha hasta Madrid. Madrid era enorme,pasamos por varios polígonos y hasta después de unos seis o siete kilómetros,llegamos a VillaVerde,un barrio de Madrid. Una cosa fantástica fue  con los bomberos que nos ofrecieron desayunar con ellos en el patio que tenían fuera. También nos dejaron montar en la grúa que llevan encima de sus camiones,donde nos enseñaron Madrid a las alturas de 37 metros. Daba algo de vértigo y miedo,pero las vistas valían la pena. Uno de los bomberos que nos recibieron, nos deleito con su gaita tocando una bella melodía. Hay que agradecer también al cuerpo de bomberos de Madrid, por la labor que hacen, aparte de apagar fuegos y salvar vidas, son unos grandes héroes por elegir ponerse de parte del pueblo que han acudido a manifestaciones, dando su apoyo a la ciudadanía. ¡Gracias! No estáis solos! El pueblo os apoya!
Después de pasar un rato con ellos ,seguimos caminando donde la gente seguía uniéndose.
Por las calles, las personas que desconocían la marcha nos miraban con expresión de desconocimiento preguntándose a si mismos quienes eramos, de dónde veníamos y a donde íbamos.
Nos dirigimos a la Puerta del Sol donde nos concentrariamos durante unos minutos para agradecer a la gente todo su apoyo, pero a mitad de camino ocurrió algo que nos torpeceria  la marcha.
La policía nos retuvieron durante algo más de media hora en pleno sol con una calor terrible, de una de varias furgonetas de las que nos seguían, salieron varios policías y se pararon en mitad de la vía para detener la marcha, uno de ellos, se poso sobre su vehículo cruzándose de manos, creyéndose que por llevar un uniforme y una placa eran superiores a nosotros.
Y nos comentó que no se podían crear grupos superiores a diez personas porque seria manifestación.
Luego mientras nos identificaban a cada uno de lo que hacíamos la marcha, es decir, a nosotros seis, nuestros compañeros de los distintos lugares, indignados por la represión policial se dispusieron a hacer una sentada.
Después de que nos dejarán seguir con nuestro camino, volvimos con gritos de guerra para que supieran que estábamos aquí, pero eso si, íbamos escoltados por la policía.
Contar también que la policía estuvo provocándonos para en lo más mínimo detenernos.
Quedaba poco por llegar a la Puerta del Sol, con la pancarta de por la dignidad encabezabamos la marcha a base de gritos de libertad, gritos que era la llamada del pueblo, pidiendo que se nos escuchara.
Y detrás de nosotros alrededor de unas cien personas que nos acompañaban y nos apoyaban
Se podía sentir la energía,la fuerza,las ganas de luchar...
Eramos pocos pero como si fuésemos miles.
No nos recibieron muchos compañeros de la PAH de Madrid por miedo a la represión policial.
Ahí estaba,ahí se veía la plaza, estuvimos diez minutos pero nos iban advirtiendo de que los antidisturbios se estaban preparando, tras nosotros una cadena de unos veinte de ellos esperando señal.
Estamos en un Estado policial y que es vergonzo que paguemos por un cuerpo de seguridad que en vez de protegernos, defiendan a los traidores que nos atacan.
Pero os digo, nosotros somos más y no tenemos miedo.
Esto es una dictadura, el pueblo esta cansado y esto va a cambiar, por las buenas o por las malas...decimos basta ya!
Después de estar ahí nos fuimos a la casa de Cristina (Compañera de la PAH de Madrid) que estaba vacía y en alquiler para pasar la noche.
Hay que agradecer a la compañera porque luego nos invitó a comer a un restaurante cercano y se porto genial con nosotros.
Por la tarde, algunos de los compañeros fueron a la fiesta del agua que estaba en Vallecas,mientras otros decidimos quedarnos para descansar.
Para sorpresa mía, se presento mi familia y la Ana y Leo, así que por la noche la pasamos con nuestros familiares y los demás compañeros se quedarían en la casa con Nani (la hermana de Fran) que se nos incorporaría en la marcha.

sábado, 13 de julio de 2013

Día 13 Aranjuez - Pinto

Aranjuez - Pinto (29 km)
Otro día más, otro día menos para llegar. Esta vez el despertador nos abandona, el cansancio nos gana y nos quedamos dormidos, menos mal que el compañero de ahí nos despertó.

Con un poquillo de prisa, pero bien, desayunamos un zumo y una pieza de fruta para no salir sin tomar algo.

Dejamos nuestras cosas preparadas y nos disponíamos a comenzar, esta mañana no hacia tanto frío como ayer, refrescaba pero no tanto.

Los compañeros de Aranjuez nos acompañaron en nuestra ruta de hoy, lo cual queremos agradecer.

Comenzamos a caminar y nos recorrimos todo Aranjuez para poder salir y encontrar la vía de servicio.

El camino, nos llevó por un puente que conducía al primer pueblo de la mañana: Seseña.

No vimos mucho del pueblo, pero por las vistas estaba bien aunque había un bloque de pisos de 30.000 viviendas de las cuales solo habitaban 30 familias.

Una vergüenza, sabiendo que hay tanta gente en la calle y tantas casas vacías. Seguimos el camino después de pasar por el pueblo.

Seguimos nuestro camino y en lo que quedaba hasta el siguiente pueblo, se podía observar solamente montañas en los alrededores, curvas que subían y bajaban con tonos verdes mezclados de marrones oscuros, altas y pequeñas, tan solo eso... más montañas.

Paisajes compuestos por campos de cosechas, cordilleras y toda clase de arbustos, árboles y demás plantas.


Los pasos nos llevaban poco a poco al siguiente pueblo: Valdemoro, donde haríamos una pausa para desayunar un café o un zumo. La cafetería estaba decorada a estilo taurino, quizás por pasión del dueño, paredes repletas de carteles anunciando de corridas, fotografías enmarcadas con toreros, autógrafos y demás adornos.

Las miradas de los típicos pueblerinos que se refugiaban a diario en los bares con su vaso de vino, se nos clavaban encima. Inconscientes de nuestra marcha y de como quien no quería la cosa, se les marcaba en la cara una expresión de burla al vernos con nuestra vestimenta y de que supieran nuestro viaje.

Después de que hubiéramos tomado nuestro desayuno, volvimos a caminar. Justo enfrente de la cafetería, estaba la estación de autobuses de cercanías, donde nos esperaban unos compañeros de Madrid para visitarnos unos minutos.

Se ofrecieron para llevar a nuestra compañera Ana en coche, pero ella se negó y decidió seguir caminando, pedazo compañera tenemos, que a pesar del dolor que soportaba, ella no se rendía y seguía aunque las ampollas la mataran, ella no tiraba la toalla.

Estuvimos un rato con ellos, no mucho, porque el sol ya empezaba como siempre, así que después de estar charlando por unos minutos, continuamos con nuestra marcha por un sendero natural que era todo campo situado al lado de las vías del tren, pero tranquilo porque no se escuchaba nada, a no ser que pasara el tren.


A mitad del amino, se veía de lejos la cuesta empinada que debíamos subir, costó un poco, pero valió la pena por las vistas que tenia.

Se acabo la senda y salimos para seguir buscando la siguiente calzada, así que andamos unos 5 kilómetros más pero nos llamaron porque venían a buscarnos.

Cuando nos recogieron y nos llevaron a la plaza del pueblo (ya en Pinto) nos recibieron una cantidad de gente increíble y con aplausos, íbamos llegando y todos querían saludar, un abrazo, un beso, una sonrisa.


Nos emocionamos mucho, se nos iban a salir las lagrimas de tanta alegría, hacía tiempo que no nos recibían así.

Nos iban a dejar un hotel, pero a causa del parque de atracciones, estaba todo ocupado, así que nos ofrecieron sus casas (eso es mejor que un hotel :)) y nos repartimos para ir a descansar un rato y luego quedar en el mismo sitio a comer.

A la hora del almuerzo, una sorpresa fue encontrarnos con nuestro compañero Rafael Cidres que vino a vernos y también familiares de Ana y Leo. La comida estaba exquisita, pusieron de todo, desde pollo hasta salmorejo,ensaladilla,tortilla..etc.

Por la tarde, nos llevaron de nuevo a la casa para descansar un poco y recuperar fuerzas para lo que nos esperaba que era una merienda-cena en el parque de Pinto, un parque enorme y que se ve que todas las novias lo han utilizado para hacerse fotos en el día de su boda. Allí celebramos una pequeña asamblea, donde nos presentamos y explicamos un poco sobre el tema.

Y bueno ya después era la hora de recogerse y prepararse para mañana que va ser un día duro, mañana ya a Madrid!!!!

Seguimos en contacto compañeros! Un beso de parte de los seis locos! :)

Nazareth Córdoba.

Fotos de la jornada:

Día 12: La Guardia - Aranjuez

La Guardia - Aranjuez (35 km)
Un compañero de La Guardia, que era como un policía local, nos acompañó con su vehículo (alumbrándonos porque estaba todo oscuro y era algo complicado ver) hasta la vía de servicio, desde aquí queremos agradecerle su ayuda.

Pasamos por "Dos Barrios" un pueblo chiquitito, tranquilo, de no muchos habitantes.

Cuando ya nos dejaron y seguimos nosotros solos por nuestra cuenta, después de una hora (más o menos), tuvimos que salta una valla para poder cruzar y proseguir con la travesía (algunas veces se nos cortaba la vía de servicio y teníamos que cruzar puentes o carreteras para poder seguir porque por la autovía no se puede caminar).

Aún no sentíamos el cansancio sobre nosotros, pero si algo de sueño y se nos salían solos los bostezos. Mis compañeros encabezaban la marcha, mientras yo atrás fotografiaba como loca los paisajes que más me gustaban.

Mientras se va caminando, los ojos se pierden en una infinidad completa de la belleza de la Tierra, belleza que pocos saben contemplar.

Otra vez se nos cortaba el camino y otra vez teníamos que saltar otra valla, el cuerpo se nos esta quedando genial, entre la caminata, los saltos, el peso de la mochila cuando la cargamos y la descargamos y demás... para cuando volvamos, las agencias de modelos nos cogen, seguro :)


A mitad de camino, decidimos ir a una cafetería a desayunar algo, y fuimos a una que estaba dentro de un centro de aprendizaje de vuelo. Fuera, en una de las zonas, había dos aviones que serían con los que darían las clases de vuelo, pero eso sí, estaban abandonados porque uno de ellos, por dentro, estaba completamente destrozado, le faltaba los asientos, los mandos, etc... Parecía como de esa veces que se estrellan los aviones de las películas, pero sólo que por dentro estaba casi vacío y no había nada.


Entramos dentro del centro donde se encontraba la cafetería, no había muchas personas la verdad, estaba tranquilo, seguramente por ser todavía demasiado temprano. Con nuestros cafés y nuestra tostada repostábamos la energía que necesitábamos para volver a deambular por los caminos que nos llevarían a nuestra siguiente parada.

Ya empezaba a apretar el sol y con él la calorcilla se iba notando poco a poco, nuestros pasos nos llevaron al siguiente pueblo que teníamos que atravesar: Ocaña.

Otro pueblo sosegado pero muy bonito, pasamos al lado de la cárcel y pudimos ver algunos monumentos que decoraban el pueblo.


Para salir del pueblo, pasamos por una vía de servicio que servía también para hacer ejercicio, donde los habitantes lo utilizaban para hacer sus pequeñas caminatas con unas vistas al campo impresionantes. Altas montañas y zonas verdes muy bellas.


Nos faltarían unos 9 kilometros para llegar a Aranjuez, y como hacía muchísima calor, nos esperamos en una cafetería cercana de una gasolinera donde compañeros de Aranjuez nos recogerían y nos llevarían allí.

Pero antes de llegar a la cafetería había unos carteles que ponía "Servicio a 500m", pero pasaban esos metros y no aparecía nada y así tres veces hasta que ya llegamos y lo encontramos. 

Una vez llegamos, nos esperaban muchos compañeros que nos llevarían a una especie de local-teatro para funciones musicales y conciertos donde comeríamos y pasaríamos el día.

Tuvieron un trato muy bueno con nosotros, nos ofrecieron de comer y por la tarde nos acompañaron para dar nuestra charla de presentación.

En el local que nos dejaron para hospedarnos cenamos todos juntos y pasamos una fantástica noche donde algunos caímos después rendidos por el agotamiento.

Nazareth Córdoba.

Fotos de la jornada:

Dia 11: Madridejos - La Guardia

Madridejos - La Guardia (38 km)
Suena otra vez el despertador, la melodía de que un nuevo día va a comenzar. Nuestro desayuno consta de unos zumos que nos regalaron, los cuales nos dieron algo de energía hasta llegar a una cafetería donde desayunaríamos.

Al salir de Andalucía se nota una diferencia en el clima, aunque los días sigan siendo calurosos, por las mañanas hace algo de frío y refresca bastante, pero lo dicho, eso es bueno porque mejora nuestra caminata, hace que andemos algo más rápidos y vayamos a mejor ritmo.

Hoy nuestra compañera Leo (nuestra mamá) ha pasado una mala jugada, caminando se le han montado los tendones y no veáis como duele eso. Así que avisamos a nuestros otros compañeros que estaban de descanso para que pudieran recogerla y darle algún tratamiento para eso. Ella es fuerte y sé al igual que muchas más personas que se recuperará enseguida y con buena marcha seguirá y nos acompañará hasta el final... como una buena madre que es. :)

Ese descanso con el que estuvimos con ella esperando a los demás, lo aprovechamos para tomarnos un bocadillo de venado, que estaba buenísimo (sé que era temprano para un bocadillo así, pero el hambre no tiene hora).

Cuando acabamos y nuestros compañeros llegaron a buscarla, nosotros nos preparamos para seguir y bueno, tuvimos que pasar por un sembrado, recorrer por el otro lado y la vía de camino era todo de pequeñas piedrecitas (chinos) que molestaban un poco pero se podía seguir perfectamente.

Como no, he de decir puesto a que estábamos en la Mancha que se veían más molinos o gigantes como diría Don Quijote, pero éstos no hacían nada, así que no había nada que temer.

Después de un rato andando, se nos cortó la vía y teníamos que saltar una valla, pero nos dimos cuenta de que estábamos atrapados en un parking vallado, por lo tanto, otro salto más pero esta vez, sería saltar la cancela, es decir, la puerta.


Como al lado había una gasolinera, pensamos en pillarnos ya de paso unas botellas de agua y alguna bebida para hidratarnos. Hay una parte graciosa, cuando entro dentro y pido las bebida, el hombre mirándome de arriba a abajo (por la camiseta de Stop Desahucios, el chaleco y todo lo demás) me preguntó que a donde iba y que si iba a realizar el Camino de Santiago. Yo le respondí que no, que esto era una marcha por la vivienda y por nuestra dignidad y que veníamos de Córdoba y nos dirigíamos hacia Bruselas a entregar un escrito. Entonces, el pobre hombre se me quedó mirando sorprendido con una expresión de asombro y me dijo: "Ostias!! en serio?" Parecía que le costase creérselo, pero tenía que hacerlo o sino, ¿qué hacía yo ahí, negra como el carbón, pasando calor con el chaleco reflectante y comprando agua?. Me hace gracia cuando gente así, se quedan tan estupefactos, pero esta es la realidad.

Volvimos a tomar nuestro camino que nos llevaría a Tembleque, un pueblo cerca a unos 10 kilómetros de nuestra siguiente estancia. Ahí preguntamos que para donde debíamos continuar y nos dieron una ruta equivocada o estaba bien sólo el principio. Cuando pasamos por una finca cercana, decidimos volver a preguntar para asegurarnos de que íbamos bien, el hombre que era campechano y nos ayudó amablemente, nos comentó que había una forma de atajar y no complicarse tanto.

Y claro que se atajó, aunque tuvimos que comernos un campo de sembrado y encima de ajos (vaya olorcito), luego tuvimos que cruzar unas vías del tren y ahí decidimos descansar un rato, pero no encima de las vías sino al lado. Pues bueno, mientras bebíamos agua y hablamos, pasó un tren y menos mal que Antonio me empujo para atrás, porque nadie de los tres nos dimos cuenta, no nos ha pasado nada por suerte pero para que veáis que hay que tener cuidado.

Los chalecos que llevábamos puestos hacían que pasáramos mas calor y sudáramos más, parecíamos pollos asándonos, sólo que nosotros no dábamos vueltas mientras nos asaban.

El sol apretaba y se nos había acabado el agua, además de que aún quedaba todavía unos 10 kilómetros, seguíamos por un camino que estaba al lado de la autovía y de los campos de cosechas. Nuestro compañero Eugenio ya empezaba a encontrarse mal a causa del bochorno que hacía, ya se sabe que cuando aprieta demasiado, se empieza con pequeños dolores de cabeza y algunos pequeños mareos.


Después de media hora por esas veredas, la policía local de La Guardia (una chica majísima, que se ha comportado estupendamente con nosotros, gracias) nos recogió y nos llevo hasta el Polideportivo donde nos reuniríamos con nuestros compañeros.


El alcalde fue a vernos y a recibirnos. Una sorpresa de ese día fue que la familia de Richard fueron a visitarlo, su expresión rebozaba felicidad por todas partes, tiene unas niñas preciosas que hacen que me recuerden a mis hermanas, simpatiquísimas, amables, cariñosas y bueno, unas bellísimas muchachas que han salido a sus padres, belleza de su madre y fuerza y valentía de su padre.


Eugenio empezó a encontrarse peor, así que tuvimos que llamar a la muchacha que era la policía local que vino para auxiliarlo un poco y ver como estaba. Luego más tarde llego una enfermera que lo socorrió, afortunadamente no era nada grave ,todo era a consecuencia de la calor.

Más tarde vino una parte mala pero que a la misma vez sirvió de mucho o amenos para fortalecernos. Tuvimos una discusión entre los compañeros, había piques y bueno, lo mejor que hicimos fue realizar una pequeña especie de asamblea los seis, hablar de lo que nos impedía proseguir en el compañerismo y solucionar los problemas. Lágrimas por aquí, por allí... difícil consolar a tanta gente a la vez, lloraban hasta las niñas de Richard, así que no veáis si ha servido la terapia de hablar y dialogar.

Una vez finalizada nuestra charla, nos despedimos de la familia de Richard y nos pusimos a cenar para acostarnos temprano.

Antes de cenar, llegaron unos chavales jóvenes de unos 20-24 años aproximadamente que nos dieron su apoyo y que queremos agradecer desde aquí, unos chavales que a través de su música reivindican también el problema de la situación en la que estamos. Gracias!

Cenamos, algunos nos duchamos, otros no porque el agua estaba helada y no había caliente y luego nos acostamos para el día de mañana.

Pero otro grupo de chavales de entre los 10-15 años, se ve que se aburrirían y no tuvieron otra cosa que hacer que molestars mientras algunos de mis compañeros descansaban. Las puertas del polideportivo eran complicadas para cerrarlas, entonces entraron pero tuvimos que echarlos porque estaban de guasa y molestaban con sus bromas, sé que no era mala intención pero tenían que entender que nosotros estábamos agotados y necesitábamos reposo. Cuando salieron, se dedicaron a tirar piedras contra la fachada y un compañero tuvo que salir para llamar la atención, hasta que no paso media hora, no pudimos conciliar el sueño. Pero ya después, aunque fue poco, pudimos intentar descansar algo.

Nazareth Córdoba.

Fotos de la jornada:

viernes, 12 de julio de 2013

Día 10: Villarta de San Juan - Madridejos

Villarta de San Juan - Madridejos (31 km)
Nuevo día, nueva historia que contar.

Suena el despertador a su hora y como cada mañana nos levantamos con un ojo medio cerrado por el cansancio.

Nos levantamos y nos disponemos pero antes de empezar nos tomamos nuestro zumo y el café que nos aportaría la ímpetu necesaria para comenzar.

Fuera nos esperaban los compañeros de IU que nos llevarían de vuelta a Villarta de San Juan para continuar desde nuestro punto de partida.

Algo de lo que más me gusta del viaje son los amaneceres que alumbran los parajes naturales con unos colores anarajados, rojizos y rosados preciosos que hacen que me volviera loca con la cámara buscando distintas perspectivas.
He de decir que para contemplar tanta belleza, no hace falta dinero ni ir a un museo ni nada de eso.

La madre Tierra nos regala los más bellos rincones naturales que muchas veces ignoramos, paisajes que hacen que te olvides de todo, que entres en una especie de paraíso que muy pocos sabemos apreciar y poco a poco el ser humano se lo va cargando, por eso hay que ser cuidadosos porque lo que para unos es una tontería, para mí es lo que nos da la vida, lo que nos proporciona el oxigeno para sobrevivir.


El ritmo de la marcha fue bueno, sin prisa pero sin pausa, porque vamos despacio, porque vamos lejos y las ganas aumentan por cada día que pasa.

A causa de una tormenta que hubo anoche, por la mañana hacía frío pero se nos pasaba en el momento que comenzábamos a caminar.

Como era muy temprano y el sol aun no había salido, estaba todo oscuro y teníamos que estar alumbrados por una pequeña linterna. No sé si sería por la lluvia o no, pero el camino estaba plagado de pequeñas ranas que ocupaban toda la calzada.

El lorenzo salía por el horizonte y nos ayudaba a alumbrar la senda por la que íbamos pasando. Como otro día más que otro cualquiera (pero no todos los días) teníamos que pasar por debajo una valla porque el camino se cortaba y pensábamos que por ahí podíamos pasar pero resultó que fuimos a parar a un campo de olivares, entonces lo que hicimos es salir de ahí, saltando otra valla y llamamos a la Guardia Civil, para que nos respaldaran por la autovía hasta poder encontrar la vía de servicio.


Hacía ya calor y tuvimos que pasar por lo menos 10 puentes!! (nunca había visto tantos). Ya quedaba un poco pero la calor empezó a apretar demasiado por lo tanto nuestros compañeros nos recogieron para llegar hasta el pueblo evitando una insolación.

Íbamos a pasar el día en un polideportivo y la gente nos esperaban ya con todo preparado, para mayor alegría, teníamos visita de familia :).

Nos llevaron a comer al lugar del jubilado, donde nos ofrecieron un plato de pasta, tortilla francesa, empanada y unas cosillas mas. Después nos fuimos a descansar un poco al centro para reponernos puesto que luego a la tarde daríamos una charla de presentación en el pueblo, que fue también muy bien, la gente se animó y aunque no fueron muchos, se concienciaron un poco con el tema.


Por la noche, nos invitaron a cenar a una terraza de un parque que estaba por el centro del pueblo, se estaba muy bien, entre el fresco de la noche, la fuente que se iluminaba con colores, la tranquilidad... hacía del sitio un lugar agradable. Nos pusieron de cenar pinchitos, patatas a la brava, calamares y otras cosillas más, todo muy bueno.

A la hora de acostarse se estaba bien aunque hacía algo de calor y las colchonetas se pegaban al cuerpo, pero los ventiladores ayudaban un poco.

Nazareth Córdoba.

Fotos de la jornada:

Día 9: Manzanares - Villarta de San Juan

Manzanares - Villarta de San Juan (33 km)
¿Qué contaros de algo que no sepáis aparte de caminar?

Nos hemos levantado como cada mañana a las cuatro y cuarto, aunque estábamos algo cansados por la guerra nocturna con los insectos, nos disponíamos a emprender un nuevo día.

Fuera del local donde pasamos la noche, nos esperaba un compañero de IU que nos llevaría con su coche un poco mas adelante quitándonos unos 5 kilómetros puesto que la carretera de servicio estaba cortada y nos seria difícil pasar por ahí.

El sol asomaba por el horizonte pero la calor aún no llegaba lo que era positivo ya que mejoraba nuestra marcha.

A mitad de camino, nos detuvimos en una cafetería donde paramos cinco minutos para desayunar, fuera, la cafetería estaba repleta de camiones, así que cuando entramos dentro éramos como el centro de atención. Seguro que se preguntaban: "¿A donde van estos guiris? ¡Qué por aquí no es el Camino de Santiago!"

Sus miradas se clavaban en nosotros como si fueramos algo extraño que no hubieran visto nunca, un gesto de asombro se les marcaba en la cara. Nosotros, tranquilos, seguíamos a nuestro tema, tomando un café para ir despertando.

Una vez acabado de desayunar, seguimos nuestro camino y era imposible no admirar tanta belleza que nos rodeaba, unas vistas de paisajes maravillosas, donde abundaba los campos de viñedos, flores que con sus colores adornaban el campo.

En una de las paradas de descanso, después de una hora y media caminando, nuestra "mamá" (Leo) como digo yo, estuvo ejerciendo de enfermera por unos minutos, sanando la ampolla del dedo del pie de nuestro compañero Richard.



Ya solo nos quedaban 10 kilometros por acabar y llegar a Villarta de San Juán, pero para poder atajar, nos dijeron que había que pasar por un puente, pues bien, el camino se cortó y no se podía pasar. ¿Qué hacemos? Subimos una pequeña cuesta empinada que nos conduciría al puente. Nos llenamos las manos de pequeñas espinas o pinchos de unos matorrales a los que nos tuvimos que ir agarrando para no caernos, era una historia más que contar para el día de mañana.

Ya se podía ver a lo lejos el cartel del pueblo, ya estábamos cerca y se podía percibir a nuestros compañeros que estaban de descanso allí al fondo.

Al ratillo de estar ahí, reposando un poco, llego el compañero de IU (el que nos llevo por la mañana) y nos condujo con su coche a Argamasilla de Alba, donde nos hospedaríamos en una casa rural. ¿Por que ahí y no en Villarta de San Juan? Os explico, en Villarta de San Juan no hay ninguna PAH, ni organización que nos pudiera ofrecer alojamiento o apoyo, entonces los compañeros de IU nos ofrecieron una casa rural que se encontraba en Argamasilla de Alba donde pasaríamos la noche y luego por la mañana nos llevarían de nuevo a Villarta de San Juan para seguir el camino andando.

La casa, la casa es una preciosidad, enorme, con dos plantas, donde en la planta baja se halla el salón-comedor, cocina, garaje, patio (con piscina), un dormitorio y la entrada que está frente a las escaleras que conducen a la planta superior donde también hay cuatro dormitorios, tres baños, un salón y otra cocina.

He de agradecer a los compañeros de Valdepeñas y Manzanares por buscarnos un lugar así de confortable para pasar la noche, la verdad es que se han comportado de maravilla porque también nos han llenado la nevera para que no nos faltara de nada y nos han traído la comida, una riquísima sopa con trozos de jamón y huevo y unos filetes de pollo a la plancha. Mil gracias compañeros.


Nazareth Córdoba.

*Posdata:
Quería dejar una opinión personal que he ido reflexionando por el camino. Cuando somos adolescentes, los hijos tenemos la costumbre de pelearnos y discutir con nuestros padres por lo menos mil veces y aunque sea de temas absurdos.

Al ver tanto a Richard, Antonio y a Leo (porque son padres) he podido observar la valentía, el coraje y la fuerza que tienen los padres por luchar por sus hijos para que no nos falten de nada.


Da igual si hay que pasar frío o calor, andar más o menos o pasar cualquier calamidad, ellos lo hacen sin más porque lo hacen por sus hijos y eso es de admirar.

Yo, por mi parte y supongo que más de uno pensara igual, quería agradecer a todos los padres lo que hacéis por nosotros a pesar de nuestras tonterías que demostramos en algunas ocasiones. Gracias!!!

Fotos de la jornada:

Día 8: Valdepeñas - Manzanares

Valdepeñas - Manzanares (29 km)
Ayer por la tarde, dimos una pequeña charla-presentación en el albergue en donde estábamos hospedados, sólo había una familia con sus niños y dos hombres más, sé que no eran muchos, pero eso no nos desanima.

Fue en plan como un pequeño punto de apoyo que sirvió para que tanto a lass familia como el hombre que asistió pudieran desahogarse y nos contara su caso.

Os dejamos su testimonio sobre como lo han pasado, para que así podáis observar que no somos solo cinco o seis los afectados, que somos muchos más de lo que creen (aunque realmente afectados somos todos con o sin hipoteca). Estafados por un sistema que nos ha engañado y se ha quedado con nosotros, robándonos a diario. "Luego dirán que solo somos cinco o seis".

Rafael

Afectado, compró un ático, en la tasación y la una nota simple que aparece como trastero.

Antes de tres meses, el banco se puso en contacto para que negociar con la abogada para una dación en pago, pero después de eso vendieron su piso como un trastero.

Ha puesto varias demandas por clausulas abusivas y por estafa y ya se ha paralizado la subasta.

Lleva tres años más el tiempo que les den. Y ahora se le reinicia el proceso, que son dos años.

Su mujer trabaja a media jornada y él esta pagando unas deudas de una antigua empresa que tenía. También hay que decir que él esta al cuidado de su padre que esta enfermo.

José y Pepi

Familia con cuatro niños pequeños, el hombre es de Colombia y la  mujer de Valdepeñas.

José está en paro y su mujer (Pepi) solo cobra 423 euros (hasta el mes de Agosto) pero no llegan para mucho y han de plantearse una dura situación: comer o pagar.


Deciden formar una familia, entonces lo que hacen es comprar una casa, "la casa se lo ha comido todo, el paro, las ayudas..." nos comenta José.

La hipoteca la tiene un banco y ella decide pedir reclamaciones pero les dicen que ellos no tienen nada que ver y que todo eso lo lleva notaria.

Llegó el momento en que no podían pagar más, entonces las cartas llegaron todas juntas y su casa salió a subasta sin pleno aviso.

Un día un hombre se les presentó en su casa, les dijo que el banco le ofreció la casa y él les propuso cuatro mil euros para que les fuera más leve el desalojo.

Al día siguiente se vuelve a presentar preguntándoles si se lo habían replanteado y Pepi les responde que sí, pero pedía diez mil euros, que son dos años de alquiler y esté se negó.

José desesperado por su situación pidió ayuda por Facebook y cuando creía que no había salida fue cuando Sergio de la PAH de Ciudad Real se puso en contacto con él.

Ahora están esperando el recurso de los dos años, pero ahora se sienten más tranquilos y arropados por la plataforma.

Hace tiempo, determinaron pasar un año en el país natal de José (Colombia) donde nos cuenta que ahí ya ocurrió este caso hace 15 años, estafas con los bancos, pero ahí era distinto por las leyes americanas.
Porque ahí, la dación en pago, que existe desde hace ya mucho tiempo, permitía que si dejabas de pagar porque no podías más, tú entregabas la casa al banco y hacías una nueva vida. 

Lo único malo de Colombia, era que había más violencia. Allí te puedes cruzar en medio de un tiroteo sin preveerlo, nos cuenta que de las veces que estuvo hubo uno y sus hijos tuvieron que refugiarse en una farmacia para que no les ocurriera nada, pero aun así un niño de ahí resulto herido y falleció.

Él se ha planteado volver ahí y realizar una nueva vida, porque puedes ponerte a vender y crear un pequeño puestecillo y nadie te dice nada, pero nos dice que no quiere que sus hijos vean lo que él ha visto con sus ojos.

Son una familia luchadora y son encantadores al igual que sus hijos.

José, Pepi, no estáis solos!!

Hoy el día ha sido menos caluroso y la vía de servicio por donde hemos ido caminando ha sido todo recta, con un ritmo muy bueno a cinco kilómetros la hora.

Nos encontramos un puesto de melones y sandías en mitad del camino, estaba solitario y el dueño no andaba cerca o estaría descansando y era tanta la tentación de coger una... pero la idea de que estuviesen calientes por la calor nos echaba para atrás.


Coche clásico de aproximadamente de los años 80 ya oxidado por el tiempo, aunque tuviera los colores rojizos oxidados del chasis, observándolo un poco se podía apreciar su belleza como el primer día.



Paisajes manchegos que enamoraban solo con verlos, molinos de viento a los lejos que recordaban al capitulo de la historia del libro Don Quijote de la Mancha, pequeños gigantes que agitaban los brazos sin parar cono bien contaba en el relato el protagonista Don Quijote.


José, el hombre colombiano afectado que nos contó ayer su caso, nos acompaño hasta la entrada de la carretera de servicio donde ya nosotros seguiríamos con el coche de apoyo al encuentro de nuestros compañeros.


En la entrada de Manzanares nos esperaban unos cuantos compañeros a los cuales queremos agradecer por el apoyo que nos han dado.


Nos llevaron hasta la Plaza de Toros donde donde pasaríamos la noche, pero no en el ruedo (vaya ser que saliese algún toro mientras estuviésemos durmiendo) nos dejaron dentro de una especie de habitación donde al abrir la puerta se ve una pequeña salita y con un pequeño pasillito donde conducía a varias habitaciones con camas literas.


Los compañeros nos prepararon dos neveras con refrescos, frutas, bocadillos, agua y demás cosas.

Una cosa mala era el baño, puesto a que la ducha y el water estaban unidos y era peligroso a la hora de bañarse porque te puedes escurrir y herirte.

Por la noche nos invitaron a cenar a un restaurante, que en mi opinión parecía lujoso, con un patio exterior decorado al estilo rural pero precioso.

Nos sirvieron una estupenda cena, ensalada, tortilla de jamón y de segundo chipirones o filetes de pollo a la plancha, entre el ambiente acogedor y los exquisitos sabores de los platos, el lugar era un sitio confortable en el que se podía pasar un buen rato.

A la hora de acostarse ocurrió un acontecimiento, no desagradable pero tampoco grato, hubo un zoologico de insectos, desde hormigas de distintas clases, hasta polillas, pequeñas cucarachas, grillos, etc.

También fue un rato divertido acompañado de risas por pequeños gritos, por parte de las chicas y también gracioso por la manera de cazar por parte de los chicos :).

Rendidos por el cansancio, algunos conciliamos el sueño, mientras otros no podían dormir a causa del calor, los insectos y otras cosillas.


Nazareth Córdoba.

Galería de fotos de la jornada: